Slow food:  go local, go sustainable!

Slow food: ¡Consume localmente, sé sostenible!

eosia

eosia

¿Qué es el slow food? ¡Es literalmente lo opuesto al Fast Food!

Seguramente has oído hablar del término slow fashion. Esta expresión que se utiliza para describir las prácticas sostenibles cuando hablamos de moda. ¿Pero qué sabes sobre el slow food? Este término es un concepto relativamente nuevo y del que no hemos hablado mucho en SCK, por lo que hoy hablaremos de él en detalle. ¿Qué es es el slow food? ¿Quién acuño este término? Hoy intentaremos dar respuesta a estas preguntas.

Calidad vs. cantidad

El movimiento Slow Food fue iniciado por la organización The Slow Food International Organization, fundada en 1986. Aun así, no ha despertado demasiado interés hasta hace muy poco. El movimiento nos anima a tomarnos con más calma el consumo de alimentos, algo muy importante en nuestras vidas. Nos recuerda la abundancia que tenemos en cuanto a comida local y la importancia de la comida tradicional.

Digámoslo así: Slow Food es literalmente lo opuesto a Fast Food, lo que tristemente consumimos con mucha frecuencia en nuestro día a día. La principal idea del movimiento era priorizar la cocina tradicional y regional a la cual tenemos fácil acceso. Sin embargo, también fomenta el cultivo de plantas, y semillas teniendo en cuenta diferentes factores del ecosistema local.

El Slow Food también hace hincapié en la calidad de los alimentos más que en la cantidad. Está en contra de la sobreproducción y el desperdicio de comida. La definición de slow food es simple – ¡Consume localmente, sé sostenible!

¡Adoptando e implementando el Slow Food!

Cada vez hay más restaurantes que adoptan e implementan en sus cocinas este concepto. El equipo de SCK tuvo la suerte de dar con uno de esos restaurantes: Rasoterra en Barcelona, España. Este restaurante vegano elabora recetas solo con productos locales, orgánicos y de temporada. Por otro lado, también ha tomado todas las medidas para implementar el Slow Food, hasta el punto de tener su propio huerto, donde obtienen la mayoría de las verduras que cocinan.

En algunos países el concepto slow food está ganando terreno. Sin embargo, en EE.UU todavía queda un largo camino por recorrer. Estamos tan acostumbrados al fast food y a cocinar y consumir alimentos poco saludables, que aún nos llevará un tiempo darnos cuenta de la importancia del concepto del slow food.

Lo cierto, y lo mejor, es que no necesitamos ir a un restaurante en otro país para experimentar el slow food. Ya que todos podemos contribuir a este movimiento a nuestra manera. La mejor manera de seguir este estilo de vida es incorporándolo en casa, directamente a nuestra cocina. Utilizar productos locales, de temporada y orgánicos en nuestras comidas diarias, para convertirnos en participantes activos de este asombroso movimiento.

Slow food: go local, go sustainable!

Share this article

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Carrito de la compra

0

No hay productos en el carrito.